Piratería: un problema persistente

Expertos opinan sobre la situación en el país y el mundo sobre la lucha contra la piratería y falsificación.
Grafica-23-06-08-a

Cada 8 de junio se celebra el Día Mundial contra la Falsificación y la Piratería. Una oportunidad para concienciar sobre los peligros y las consecuencias negativas de la falsificación en diversas industrias que genera pérdidas cuantiosas de dinero.

El día 8 de junio fue designado por la OMPI (Organización Mundial de la Propiedad Intelectual) como el Día Mundial contra la Falsificación y la Piratería, con el objetivo de generar conciencia de su negativo impacto y lograr combatirlas en todas las industrias. La gran meta es alcanzar la erradicación de los atentados contra el derecho de autor. 

Esta fecha fue creada en 1988 por el Grupo Mundial de Lucha contra la Falsificación con el ánimo de concientizar sobre los peligros que suponen la suplantación de identidad, incluyendo las amenazas tanto contra la privacidad como contra la reputación online. 

El mundo de la informática y del internet ha estado desde siempre ligado a los problemas de piratería y anualmente se pierden millones de pagos al fisco por su uso. Antiguamente el problema eran las copias de licencias de software y los DVD los más afectados por la piratería, pero con el mayor acceso a internet ahora es más fuerte los accesos a webs con contenido ilegal.  

Banner-campaña-isométrico-3a
Banner-campaña-isométrico-3b
Banner-campaña-isométrico-c
Banner-campaña-isométrico-d

En el último operativo del Ministerio de Justicia y Seguridad Pública de Brasil que se aplica a toda la región, en marzo, Indecopi logró el bloqueo y cierre definitivo de una red conformada por 69 sitios webs ilegales, que difundían sin autorización contenidos musicales protegidos. A mediados del 2022 ya se había logrado bloquear 147 webs ilegales que explotaban obras y producciones protegidas por el derecho de autor.  

De acuerdo a una publicación de Perú 21, según MUSO, programa dedicado a observar la piratería, el año que ha pasado se registró un aumento del 38% en la piratería de películas, junto con el aumento de visitas a páginas web ilegales. Esto era explicado en parte por el incremento de estrenos, dado el retraso generado en 2021 por la pandemia. Muchos usuarios que se vieron afectados por la crisis económica optaron por no suscribirse a tantas plataformas de streaming y fueron hacia la piratería. 

Solo entre enero y junio del 2022 hubo 141 700 millones de visitas a sitios de piratería para todas las industrias en el mundo, lo que representa un aumento del 21,9% con respecto al mismo período en el año 2021. El estudio destacó que los tres países con el mayor número de personas con acceso a internet en el mundo también son las naciones que más ven contenido ilegal: Estados Unidos, Rusia e India. Dentro del top 10 aparecen Brasil con 4,2 millones y México con 3,5 millones que consumen contenido ilegal en internet. En cuanto al tipo de contenido, el entretenimiento de TV (novelas, anime, deportes y transmisiones en vivo) es el más consumido con un 46,6 %, de ahí lo siguen los libros con 27%, luego las películas con 12%, la música con 7 % y finalmente, el software con 6 %. 

Solo entre enero y junio del 2022 hubo 141 700 millones de visitas a sitios de piratería para todas las industrias en el mundo, lo que representa un aumento del 21,9% con respecto al mismo período en el año 2021.

Pero el problema de la falsificación va más allá del mundo online y también afecta la productividad corporativa del sector industrial. Según informó Business Empresarial, la falsificación de piezas industriales y adhesivos especializados en el sector manufacturero, por ejemplo, puede generar retrasos en la fabricación, pérdida económica para la empresa por paradas en la producción y atentar contra la seguridad de las personas, incluyendo pérdidas de vidas humanas. La Comisión de Lucha Contra los Delitos Aduaneros y la Piratería (CLCDAP), informó el año pasado que se incautó mercancía falsificada por un monto mayor a US$42 millones en un solo trimestre.

Como país nos falta unificar esfuerzos para tener logros en esta lucha. Se está avanzando, pero hay bastante por hacer. Erick Iriarte, CEO de eBIZ, comentó que debemos recordar que el respeto a los derechos de autor no sólo significa respetar los derechos humanos, sino que es en sí mismo un motor para el desarrollo de nuestros pueblos.

“Muchas veces minimizamos el impacto de la piratería y las falsificaciones en nuestras vidas. Nos quejamos de los policías que están cerrando tiendas de zapatillas bamba en vez de perseguir delincuentes, por ejemplo, sin considerar que esa también es una obligación y una necesidad, porque los impactos al consumidor de la venta de piratería -al ciudadano- son múltiples y graves, incluyendo afectaciones a la salud”, añadió Carlos Zúñiga, presiente de Elegir.

A la larga, explicó, los impuestos que se pierden en esta venta inherentemente informal se dejan de invertir en beneficio de todos los peruanos. “Debemos entender que el combatir las falsificaciones y la piratería no es una defensa sólo de grandes productores y dueños de marca, sino por sobre todo una defensa de los consumidores que necesitamos seguridad al participar del mercado”, remarcó.

ÚLTIMAS NOTICIAS

NOTICIAS RELACIONADAS