Empresas de factoring elevan su participación en el sector financiero

factoring-web-1
  • Bolsa de Valores de Lima informó que en la actualidad existen 65 empresas de factoring, las cuales cerraron el 2020 con una participación de mercado del 23,19%. En el 2019 tenían el 20,88%. 

Las empresas dedicadas al factoring – uso de facturas como medio de financiamiento – han continuado ganando presencia en el mercado. Según informó Dilma Aranda, subgerente de Proyectos Post-Trade de la Bolsa de Valores de Lima (BVL), al cierre del 2020 existían 65 empresas que abarcaron el 23,19% del monto financiado, lo cual representa un avance de casi tres puntos porcentuales frente al 2019 (20,88%). 

El financiamiento de facturas a través de los bancos mantiene una tendencia decreciente en los últimos años, añadió, pasando de 87,22% en el 2016 al 69,58% para el 2020. En cambio, las empresas de factoring pasaron del 11,94% al 23,19% en el mismo periodo.  

El monto financiado por facturas en el 2020 reportó una caída de 4,3% respecto al año anterior debido a la paralización de la economía registrada durante el aislamiento social obligatorio de marzo a julio, sin embargo, ya se encuentra en recuperación. En enero y febrero del presente año se han reportado niveles de dinamismo similares a la etapa pre-pandemia, comentó.  

Durante su presentación en un webinar organizado por Cavali, detalló que en el 2020 se negociaron facturas por S/12.966 millones, lo cual es 20,6 veces más de lo reportado en el 2016. En términos de participación en el P.B.I. se pasó de 0,1% en el 2016 a 1,9% el año pasado.  

En el 2020 el sector financiero movió S/9.020 millones mientras que las empresas de factoring abarcaron S/3.010 millones, casi tres veces lo reportado en el 2018 (S/1.220 millones). En el 2016 solo había una empresa de factoring que financió S/ 75 millones.  

El tique promedio ha bajado en un 56% desde el 2016, agregó, lo que demuestra que existe una mayor cantidad de pymes participando por montos cada vez menores. El 66% de las operaciones registradas en la plataforma Factrack de Cavali son por S/10 mil o menos y solo el 5% es por arriba de S/250 mil. “Las pymes no deben desanimarse, pueden pedir liquidez con facturas de S/10 mil”, afirmó. 

El factoring es una forma de financiamiento que ayuda a tener liquidez a las pymes que tendrá mayor dinamismo cuando se promulgue el reglamento del D.U. N° 013-2020.

Oportunidades para el 2021 

En el webinar organizado por Cavali también participó Luis Miguel Terrones Morote, secretario general de APEFAC (Asociación Peruana de Factoring), quien resaltó las enormes oportunidades para crecer que tiene el factoring en el presente año y su rol como agente de reactivación económica de la pequeña y mediana empresa.  

El factoring es una forma de financiamiento que ayuda a tener liquidez a las pymes que tendrá mayor dinamismo cuando se promulgue el reglamento del D.U. N° 013-2020, coincidieron los participantes al evento, incluidos proveedores y clientes del factoring.  

Fiorella Garate, head comercial de Facturas Negociables del Banco de Crédito, explicó que el reglamento del citado decreto dará más poder de negociación al proveedor y al pequeño empresario, quien podrá denunciar si intentan limitar o restringir el uso del factoring.  

Garate considera que esta modalidad tiene muchas perspectivas de crecimiento este año. Y si bien trabajan con este tipo de financiamiento desde el 2016, para el 2021 se le dará un mayor foco: han creado una tribu especial para las facturas negociables.  

Entre sus objetivos señaló que está financiar a unas 1500 empresas el 2021. Además, están abocados a una campaña de concientización sobre las ventajas del factoring y se está reforzando ante los proveedores la obligatoriedad de aceptar este tipo de financiamiento.      

Dilma Aranda agregó que, en el contexto actual, la factura negociable cobra especial relevancia como forma de obtener liquidez y desde Cavali se está ayudando a generar mayor confianza en el proceso. A través de la plataforma Factrack, donde se registran las facturas negociables, se ayuda a mitigar los riesgos o temores porque tanto el proveedor como el financiador y la Sunat tienen validada en tiempo real la autenticidad de las facturas emitidas señaló.   

Durante el webinar organizado por Cavali, los asistentes coincidieron en que el factoring permite tener una mejor rentabilidad a la pyme, porque una operación financiada a través de una letra de crédito en un banco toma más tiempo y el interés cobrado genera un costo mayor que afecta el margen de ganancia. Con el factoring se gana liquidez que permite seguir concretando negocios, reafirmaron.

ÚLTIMAS NOTICIAS

NOTICIAS RELACIONADAS