Brecha digital: 85 461 centros poblados sin internet fijo

Según el informe de Pronatel el 84% de habitantes cuenta con cobertura de internet fijo, pero la brecha continua en zonas de área rural.
Grafica-nota-22-03-a

De acuerdo a un informe elaborado por Pronatel, más de 28 millones de peruanos contarían con cobertura del servicio de Internet fijo, lo cual representa al 84% de habitantes de centros poblados a nivel nacional. La brecha está sobre todo en el área rural.

Según un informe elaborado por Pronatel, existen en el país 95 646 centros poblados, de los cuales el 11% (10 185) tiene cobertura de internet fijo. Los 85 461 restantes (89%), ubicados sobre todo en zonas rurales, no cuentan con dicho servicio.  

Considerando la población total, se estima que más de 28 millones de habitantes contarían con cobertura del servicio de Internet fijo, lo cual representa al 84% de habitantes a nivel nacional. El 16% de la población, que está ubicada en esos 85 461 centros poblados distribuidos en todas las regiones, no tienen cobertura. 

Valga aclarar que el informe establece como centro poblado de zona rural a aquellos que no forman parte del área urbana según clasificación del INEI y tienen menos de 3000 habitantes. En dichas zonas habitan 5,3 millones de peruanos que no tienen acceso a internet fijo. El 84% de dicho grupo vive en poblados de menos de 100 habitantes y 50% carece de energía eléctrica.  

Banner-campaña-isométrico-4a
Banner-campaña-isométrico-4b
Banner-campaña-isométrico-c
Banner-campaña-isométrico-d

Es importante recordar que 1/3 de la población del país (11,3 millones de personas) está en Lima y el Callao. Dicha población cuenta con cobertura, sin embargo, solo existen poco más de 700 mil conexiones a internet fijo con fibra óptica en la capital y 1,2 millones en todo el país, según Osiptel. A nivel nacional se tienen 3,2 millones de conexiones fijas contratadas, incluyendo otras tecnologías de menor velocidad. 

El informe de Pronatel remarca que “hablar de brecha digital no se reduce solo a la conocida como brecha de acceso, sino también a la brecha de uso y la brecha de calidad de uso cuyas reducciones, a la fecha, se encuentran muy rezagadas por falta de liderazgo y marco de gobernanza que decanta en la ausencia de una estrategia clara y definida, reflejándose en indicadores internacionales que muestran la posición de Perú respecto de otros países, en particular, de sus pares en América del Sur”.  

La disparidad en el acceso tiene como componente la alta dispersión y aislamiento de los centros poblados y requiere acciones concretas en los tres tipos de brechas identificados. La reducción de la brecha de acceso está condicionada al tendido de infraestructura, pero ha de contarse también con otros servicios públicos como energía eléctrica. Además, se necesita la existencia de masa crítica mínima que pueda sostener en el tiempo la prestación del servicio (Internet), incluyendo asumir algún tipo de pago por el servicio.    

El informe de Pronatel remarca que “hablar de brecha digital no se reduce solo a la conocida como brecha de acceso, sino también a la brecha de uso y la brecha de calidad.

Para reducir la brecha, concluyen, se requieren iniciativas estatales con estrategias de largo plazo y la activa participación del sector privado y la sociedad civil. Es necesario “establecer espacios de colaboración conjunta y mejora de normativa y regulación sectorial y conexa para agilizar y promover su accionar en el área rural y lugares de preferente interés social”, apuntan.   

En la actualidad el Estado cubre 3,8 millones de pobladores de centros rurales, es decir el 13% de los peruanos. El sector privado abarcar a los 24,9 millones de los ciudadanos con cobertura del servicio de internet fijo. Los operadores particulares también tienen en el área rural cobertura, sobre todo con proyectos de interés social o como cumplimiento de obligaciones de inversión al ganar concesiones.   

La Red Dorsal abarca 13 500 kilómetros de fibra óptica que han interconectado 180 capitales provinciales a nivel nacional. Asimismo, al 2023, los 18 proyectos regionales de instalación de banda ancha han desplegado unos 26 mil kilómetros de fibra. Actualmente, Pronatel tiene ocho proyectos regionales en operación (Ayacucho, Apurímac, Cusco, Huancavelica, Lima, Lambayeque, Moquegua y Tacna) para los cuales se han desplegado más de 10 mil kilómetros de fibra que atienden a 1,2 millones de peruanos. El resto de los proyectos (10) deben estar listos en el transcurso del presente año y atenderán a 3468 centros poblados adicionales.

ÚLTIMAS NOTICIAS

NOTICIAS RELACIONADAS

Industria Telecom pide políticas públicas con esquemas flexibles

América Latina está por debajo del nivel de asignación de espectro esperado para soportar el tráfico que generan las nuevas tecnologías: en un – 30% en bandas bajas y – 50% en bandas medias. Esta realidad implica que el despliegue de redes en la región es más complejo y costoso, por lo que se requiere políticas públicas que incentiven y favorezcan la inversión.